miércoles, 25 de junio de 2014

Cubitos de aloe vera. After sun DIY. Por Ana Organicus.


Estamos en pleno verano, y eso es sinónimo de playas, piscinas y mucho sol. Aunque debemos evitar la exposición continua a Lorenzo y protegernos bien la piel (mirar aquí) a veces llegas a casa un poco enrojecida de más... para remediarlo hoy os cuento un truquillo que os puede servir de after sun: cubitos de hielo de Aloe vera natural; y es que el Aloe vera es un antiinflamatorio estupendo y funciona muy bien para las quemaduras solares(que vuelvo a recordar, hay que evitarlas a toda costa). Pues bien, os enseño como hacerlo, ya veréis qué sencillo:


Ingredientes




Y claro está, una cubitera. Por cierto, el Aloe es autóctono, traído de Lanzarote el año pasado.


Instrucciones


*Cortar las hojas del Aloe por la base. Procurar que sean las más externas.
*Dejar las hojas en posición vertical para que drene una especie de resina de color amarillo que contiene aloína, una sustancia irritativa para la piel.




*Transcurrido este tiempo, limpiar muy bien las hojas con agua para quitar cualquier resto de suciedad (podéis quitar también las espinas para trabajar mejor).
*Cortar las hojas por la mitad y con la ayuda de una cuchara extraer el jugo y colocarlo en un recipiente de cristal. Podéis ayudaros con un mortero o batidora para acabar de extraerlo mejor.




*Llenar una cubitera y congelar. De este modo el jugo extraído se conservará mejor para la próxima vez y ya veréis qué gustazo cuando está tan fresquito.


Imágenes: Organicus


Prometo que no sé cómo llegó a mi casa una cubitera con corazones, pero es lo que tenía…


Otra cosa: si no os apetece filetear hojas de Aloe vera siempre podéis jugo lo más puro posible y rellenar cubitos con él. Eso sí: ¡que a nadie se le ocurra comprar jugos o geles de Aloe color verde! Por favor, ¡el jugo es transparente! Siempre me pregunto cuál es la necesidad imperiosa de añadir colorante…



Como siempre precaución a los posibles efectos adversos del Aloe.


Referencias:


Fuente: Ana Organicus (organicus-blog.blogspot.com.es)

No hay comentarios:

Publicar un comentario